HÁBEAS CORPUS

El término proviene del latín ās corpus [ad subiiciendum] “que tengas (tu) cuerpo (para exponer)”: “tendrás tu cuerpo libre“.

Es, además, una antigua institución jurídica que garantiza la libertad de movimiento del individuo y su integridad física, con el fin de evitar los arrestos y detenciones arbitrarias. Prevé la obligación de presentar a cualquier detenido en un plazo ante el juez, que puede decidir su libertad inmediata si no viera motivo suficiente para la encarcelación.

Es salvaguarda de derechos fundamentales derivados de la vida y la libertad ante cualquier acto u omisión de cualquier autoridad, funcionario o persona, que pueda vulnerar esos derechos.

Antiguamente si una persona iba a ser privada de su libertad, el significado que se le daba era “Traedme el cuerpo” (habeas corpus).

La foto de la cabecera de este blog es de León de la Hoz